Comprobación de valores de hacienda: ¿cómo recurrir?


Cuando Hacienda realiza una comprobación de valores, se trata de una revisión de los valores declarados por los contribuyentes en relación a sus bienes inmuebles. Esta comprobación tiene como objetivo verificar si el valor declarado se ajusta al valor real de mercado del inmueble. En caso de que Hacienda considere que el valor declarado es inferior al valor real, puede realizar una regularización y exigir el pago de la diferencia correspondiente.

Sin embargo, en ocasiones, los contribuyentes pueden considerar que la valoración realizada por Hacienda no es correcta y desean recurrir la comprobación de valores. A continuación, te explicaré los pasos que debes seguir para presentar un recurso:

1. Revisar la notificación: Lo primero que debes hacer es revisar detenidamente la notificación de la comprobación de valores. En ella se indicará el motivo de la misma, así como los plazos y los órganos competentes para presentar el recurso.

2. Recabar pruebas: Es importante recopilar toda la documentación necesaria para fundamentar tu recurso. Puedes incluir informes de tasación realizados por peritos independientes, escrituras de compra-venta de inmuebles similares, o cualquier otro documento que demuestre que el valor declarado es correcto.

3. Presentar el recurso: Debes presentar el recurso dentro del plazo establecido en la notificación. Generalmente, este plazo suele ser de un mes desde la notificación de la comprobación de valores. El recurso se presenta ante el órgano competente, que puede ser la propia Hacienda o el Tribunal Económico-Administrativo correspondiente.

4. Fundamentar el recurso: En el recurso, debes argumentar de manera clara y fundamentada por qué consideras que la valoración realizada por Hacienda es incorrecta. Debes incluir todas las pruebas y documentos que respalden tu argumento.

5. Esperar la resolución: Una vez presentado el recurso, deberás esperar a que se resuelva. La resolución puede tardar varios meses, dependiendo de la carga de trabajo del órgano competente. Durante este tiempo, es posible que se te requiera para aportar más documentación o realizar alegaciones adicionales.

Recursos para recurrir el valor de referencia

El valor de referencia es el precio estimado de un inmueble utilizado para calcular impuestos u otros pagos relacionados. Sin embargo, en algunos casos, este valor puede ser incorrecto o injusto, por lo que es posible recurrir su valor.

Existen diferentes recursos que se pueden utilizar para recurrir el valor de referencia:

1. Revisión administrativa: Este recurso implica presentar una solicitud de revisión ante la autoridad fiscal correspondiente. Se debe proporcionar evidencia que demuestre que el valor de referencia es incorrecto o injusto.

2. Recurso de reconsideración: En caso de que la revisión administrativa sea rechazada, se puede presentar un recurso de reconsideración. Este recurso implica presentar una solicitud ante la autoridad fiscal para que reconsidere su decisión. Se deben proporcionar argumentos sólidos y evidencia adicional para respaldar la solicitud.

3. Recurso de alzada: Si el recurso de reconsideración también es rechazado, se puede presentar un recurso de alzada. Este recurso implica presentar una solicitud ante una autoridad superior a la autoridad fiscal para que revise el caso. Se deben proporcionar argumentos sólidos y evidencia adicional para respaldar la solicitud.

4. Recurso contencioso-administrativo: En caso de que los recursos anteriores sean rechazados, se puede presentar un recurso contencioso-administrativo ante los tribunales. Este recurso implica presentar una demanda judicial contra la autoridad fiscal para impugnar el valor de referencia. Se debe contar con asesoramiento legal para llevar a cabo este recurso.

Es importante tener en cuenta que los plazos y requisitos para presentar estos recursos pueden variar según la legislación de cada país. Además, es recomendable contar con el apoyo de un profesional especializado en temas fiscales para llevar a cabo estos recursos de manera efectiva.

Inicio de procedimiento de comprobación de valores

El inicio de procedimiento de comprobación de valores es un trámite administrativo que se realiza para verificar si el valor declarado de un bien inmueble en una transacción es acorde con el valor de mercado. Este procedimiento es llevado a cabo por la Administración Tributaria con el fin de evitar posibles fraudes fiscales y asegurar que se paguen los impuestos correspondientes.

¿Cómo se inicia el procedimiento?
El procedimiento se inicia cuando la Administración Tributaria tiene indicios de que el valor declarado de un bien inmueble puede no ser correcto. Estos indicios pueden ser obtenidos a través de información proporcionada por terceros, como notarios, registros de la propiedad u otros organismos.

Notificación al contribuyente
Una vez que la Administración Tributaria tiene indicios de que el valor declarado puede no ser correcto, notificará al contribuyente para que presente la documentación necesaria que justifique el valor declarado. Esta notificación puede ser realizada de forma presencial o a través de medios electrónicos, dependiendo de la normativa vigente.

Documentación requerida
El contribuyente deberá presentar la documentación que justifique el valor declarado del bien inmueble. Esta documentación puede incluir tasaciones realizadas por peritos, contratos de compraventa anteriores, informes de valoración, entre otros.

Valoración del bien inmueble
Una vez que la Administración Tributaria cuenta con la documentación presentada por el contribuyente, procederá a realizar una valoración del bien inmueble. Esta valoración se realizará de acuerdo a los criterios establecidos en la normativa vigente y teniendo en cuenta las características del inmueble, su ubicación, estado de conservación, entre otros factores relevantes.

Resolución y pago de impuestos
Una vez finalizada la valoración del bien inmueble, la Administración Tributaria emitirá una resolución en la que se determinará el valor comprobado del inmueble. En caso de que este valor sea distinto al valor declarado, se procederá a la liquidación de los impuestos correspondientes, teniendo en cuenta el valor comprobado.

La comprobación de valores: esencial para evaluar.

La comprobación de valores es una práctica esencial para evaluar diferentes aspectos en diversos contextos. Esta herramienta permite determinar la veracidad y coherencia de los datos, información o situaciones que se presentan.

La comprobación de valores puede aplicarse en diferentes áreas, como por ejemplo, en el ámbito financiero, donde se evalúa la coherencia de los valores contables y financieros presentados en los informes y estados financieros de una empresa. También se utiliza en el ámbito académico, para verificar la autenticidad y validez de las referencias bibliográficas y fuentes utilizadas en un trabajo de investigación.

Para llevar a cabo una adecuada comprobación de valores, es necesario contar con herramientas y técnicas que permitan contrastar la información presentada. Algunas de estas herramientas incluyen el análisis de documentos, la revisión de fuentes confiables y la utilización de bases de datos especializadas.

La comprobación de valores se basa en la búsqueda de coherencia y consistencia en los datos y la información presentada. Esto implica verificar que los valores sean congruentes entre sí y que no existan contradicciones o discrepancias que puedan comprometer la validez de los resultados o conclusiones.

Es importante destacar que la comprobación de valores no se limita únicamente a la verificación de datos numéricos, sino que también puede aplicarse a valores cualitativos. Por ejemplo, en el ámbito de los recursos humanos, se puede utilizar para evaluar la coherencia entre los valores y principios de una persona y los de una organización.

Solicitar tasación pericial contradictoria: ¿cuándo hacerlo?

La solicitud de una tasación pericial contradictoria es un recurso que puede utilizar el contribuyente cuando no está de acuerdo con el valor asignado a un bien inmueble por parte de la administración tributaria.

¿Cuándo se debe solicitar?

La solicitud de tasación pericial contradictoria debe realizarse dentro del plazo establecido por la legislación tributaria. Este plazo puede variar según el país y el tipo de impuesto al que esté sujeto el bien inmueble. Por lo general, el contribuyente dispone de un plazo de 30 días hábiles a partir de la notificación del valor asignado por la administración tributaria.

¿Cómo se solicita?

La solicitud de tasación pericial contradictoria debe realizarse por escrito y presentarse ante la administración tributaria competente. En este escrito, el contribuyente debe exponer los motivos por los cuales considera que el valor asignado es incorrecto y solicitar la realización de una tasación pericial contradictoria.

¿Qué ocurre después de la solicitud?

Una vez presentada la solicitud de tasación pericial contradictoria, la administración tributaria debe evaluarla y decidir si acepta o rechaza la petición. En caso de aceptarla, se designará a un perito independiente para que realice la tasación del bien inmueble en cuestión.

¿Cuál es el objetivo de la tasación pericial contradictoria?

El objetivo de la tasación pericial contradictoria es determinar el valor real del bien inmueble de forma imparcial y objetiva. Esta valoración se realiza teniendo en cuenta diferentes factores, como el estado de conservación del inmueble, su ubicación, las características del mercado inmobiliario, entre otros.

¿Qué ocurre si el valor asignado se modifica?

Si la tasación pericial contradictoria determina que el valor asignado por la administración tributaria es incorrecto, se modificará dicho valor y se realizarán los ajustes correspondientes en el impuesto a pagar. En caso de que el valor asignado se mantenga, el contribuyente podrá recurrir a instancias judiciales para impugnar la valoración.

Impugnación de valores bajo revisión

La impugnación de valores bajo revisión es un proceso legal mediante el cual se cuestiona la valoración realizada por una entidad o autoridad competente sobre un determinado bien o propiedad. Este proceso se lleva a cabo cuando se considera que el valor asignado no se ajusta a la realidad o es incorrecto.

En el ámbito fiscal, la impugnación de valores bajo revisión se refiere a la posibilidad de impugnar el valor catastral asignado a un inmueble por parte de la administración tributaria. Esto puede ocurrir cuando el propietario considera que el valor asignado es excesivo o no se corresponde con el valor de mercado.

La impugnación de valores bajo revisión puede realizarse mediante un recurso administrativo o a través de un proceso judicial. En ambos casos, es necesario presentar pruebas y argumentos que demuestren que el valor asignado es incorrecto. Esto puede incluir tasaciones independientes, informes técnicos o cualquier otro elemento que respalde la discrepancia entre el valor asignado y el valor real.

Es importante destacar que la impugnación de valores bajo revisión puede tener consecuencias tanto económicas como legales. En caso de que la impugnación sea exitosa, el valor asignado puede ser modificado, lo que puede resultar en una reducción de los impuestos a pagar. Sin embargo, si la impugnación no prospera, el propietario puede enfrentarse a sanciones o multas por intentar evadir el pago de impuestos.

Si te has visto afectado por una comprobación de valores de hacienda y no sabes cómo recurrir, no te preocupes. En nuestro artículo te explicamos los pasos a seguir. ¡Comparte esta información para ayudar a otros en la misma situación!

Deja un comentario